Culturia Profana

Diversidad Funcional en el Arte y la Cultura - Culturia

Diversidad Funcional en el Arte y la Cultura – Encuentro en Sección +D del #4FestLDC

El 5 se octubre inauguramos la Sección +D del #4FESTLDC, con un encuentro en el que analizamos los retos que enfrentan creadores y público con diversidad funcional en nuestra sociedad. La valoración del talento de los individuos, la superación de prejuicios, la necesidad de generar oportunidades de proyección y formación para estos colectivos, son parte de los temas que se abordaron en una charla cuyas ideas remueven los sentimientos y concepciones que tenemos sobre la práctica artística de las personas con discapacidad.

Son personas con discapacidad aquellas que presentan diferencias físicas, mentales, intelectuales o sensoriales, previsiblemente permanentes que, al interactuar con diversas barreras, puedan impedir su participación plena y efectiva en la sociedad, en igualdad de condiciones con los demás.
Para fines legales, diversos instrumentos españoles señalan que tendrán la consideración de personas con discapacidad aquellas a quienes se les haya reconocido un grado de discapacidad igual o superior al 33 por ciento.

A partir de esta definición, para el año 2019, el Instituto Nacional de Estadística había contabilizado a más de tres millones de personas con discapacidad, lo que equivale a 6,6% de la población. El 80% se veía afectado por padecimientos osteoarticulares mentales, neuromusculares, intelectuales y enfermedades crónicas. , Otro dato destacable es que un 16,5%, es decir casi 510.000 ciudadanos presentaban un nivel superior al 75% de discapacidad.

Estas cifras nos dan una primera aproximación a la diversidad funcional en España. Ahora hablemos de su integración, en particular en el aspecto laboral. Y es que en nuestra sociedad se habla mucho de inclusión, pero la realidad que reflejan los datos oficiales es bien distinta. Sólo el 34,5% de la población con discapacidad en edad de trabajar eran activos, es decir, 654.600 personas de un total de 1.899.800 personas, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) correspondientes a 2018.
Cifras que muestran una tasa de actividad 43,1 puntos inferior a la de la población sin discapacidad. Por su parte, la tasa de paro del colectivo con capacidades diferentes se situó en el 25,2%,10,1 puntos superior a la del resto de la población. Datos que vuelven a evidenciar la baja participación del colectivo con discapacidad en el mercado laboral español, pese a que el derecho al trabajo es un derecho fundamental. Queda mucho por hacer.
Ahora acercándonos al área de trabajo de nuestro encuentro de hoy, las artes y en particular, la danza, nos encontramos con un primer problema: la ausencia de estadísticas claras y de fácil consulta en cuanto a los colectivos con capacidades diferentes. El informe Olivenza nos da leve aproximación al asunto, al hablarnos de consumo y prácticas culturales.

En este sentido, podemos ver cómo el grado de limitaciones impacta negativamente sobre el nivel de participación en acciones artísticas. Así, el 52,15 y 24,62% de las personas con pocas o medianas limitaciones han acudido a alguna actividad cultural, porcentaje que cae al 15,29% en el caso de las personas con graves limitaciones. Esta tendencia se repite con las prácticas de alguna disciplina creativa, dónde nos encontramos con 14,5%; 9,21% y un bajísimo 7,81% para los colectivos con poca, mediana o muchas dificultades.

En este sentido, es importante ver el dato de que 6 de cada 10 personas con diversidad funcional considera que tiene serias dificultades para acceder a actividades culturales, una de las cifras más altas entre las diversas áreas reseñadas en ese estudio, incluso más alta que la que tiene que ver con el empleo (que también ronda los 2/3). Estas cifras toman un cariz más fuerte si las comparamos con los datos de consumos y prácticas culturales de la sociedad española en general con las cuales alcanza la cota del 65 y 28,8% respectivamente, notablemente superiores a las asociadas a la diversidad funcional.

Estos últimos números son extraídos del Anuario de Estadísticas Culturales del Ministerio de Cultura y Deportes. Este documento permite también ilustrar la poca visibilidad y estudio de cifras en cuanto a la relación entre quehacer cultural y la diversidad funcional. El termino discapacidad o afines solo figura en 6 ocasiones a lo largo de las 414 páginas, lo que demuestra la necesidad de profundizar en este tema, ante el vacío que existe en cuanto a estadísticas.

Es por eso la importancia de este tipo de encuentros, donde no solamente nos contextualicemos de datos estadísticos, sino que reflexionemos sobre ellos y pongamos en valor todas las iniciativas que respondan a promover y fomentar la participación y profesionalización del colectivo con Diversidad Funcional dentro de la cultura, las artes escénicas y en especial la danza.

Te invitamos a visionar todo el encuentro, que contó con la intervención de expertos en arte y diversidad funcional, quienes conversaron sobre esta disciplina como una opción profesional para este colectivo, abordando conocimientos y experiencia de cada participante y culminando en una puesta en común de los participantes.

La Sección +D es una iniciativa del Festival LDC, a través de la Compañía EnClaveDANZA, la productora ES.ARTE y cuenta con la colaboración de Culturia | Innovación Social y Fundación Grupo SIFU.


Fotografía de la Gala + In, organizada por la Fundación Grupo SIFU

No Comments

Post A Comment
Este sitio está protegido por reCaptcha y se aplican la Política de privacidad y los Términos de servicio de Google

Sobre Culturia

Nos dedicamos a la investigación, innovación, diseño y puesta en marcha de propuestas culturales que integren a una sociedad cambiante y heterogénea. Mezclamos nuestro talento, conocimiento e imaginación para crear experiencias innovadoras que hagan vivir y disfrutar de la cultura con los cinco sentidos.

Instagram

® Culturia 2020 | Todos los derechos reservados | Aviso Legal | Política de Privacidad & Cookies